EL PALACIO DE LA MEMORIA – José Rosero

Una exposición José Rosero

28 de septiembre de 2017

Aproximarse a la memoria nos obliga a transitar múltiples caminos, a veces intrincados y desconocidos, o por el contrario, nos puede regresar a lugares comunes en donde solo encontraremos instantáneas fotográficas con rostros sonrientes que agudizan la ilusión de preservación y control.

Cuando decidí construir este palacio vinieron a mi conceptos como contenedor, retazo, fragmentación, instantánea, depuración, tesoro y fue entonces que comprendí que no podría hablar de mi memoria con una sola lengua. Es por eso que mi Palacio tiene siete jardines, ocho fuentes, cuatro estatuas y por supuesto, un edificio con torres laterales.

Mi palacio no es de recuerdos fácticos, ni de postales, es del rastro que prevalece. Es especial y espacial. Está hecho sin planos, convertido así en un lugar que solo da pistas, pero en el que te aseguro encontrarás salones de baile, bibliotecas, estudios, salas de cine y juegos, piscinas, baños ornamentados, terrazas con vistas hermosas, y también un cuarto vacío para ti.

Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp